• Joaquín Páramo

"Con la gente que me gusta..."

Actualizado: 14 de nov de 2019



Sobre el comportamiento asertivo.


El estribillo de la canción “Con la gente que me gusta” del grupo musical español A dos velas, puede ayudarnos a ilustrar buena parte de lo que significa ser asertivo:


Me gusta la gente / que cuando te habla / te mira a los ojos / te mira de frente. / Te dice a la cara , / aquello que siente y nada se calla y no tiene dobleces / me gusta esa gente...


(Es recomendable responder antes el cuestionario de abajo para que averigüe qué tan asertivo es usted)


Asertividad suele definirse como: "la habilidad de expresar nuestros deseos de una manera amable, franca, abierta, directa y adecuada, logrando decir lo que queremos sin atentar contra los demás” (A.García).


Otra definición: "La asertividad es la capacidad de decir lo que uno/a siente, quiere o piensa de una manera adecuada al contexto y sin estar nervioso o enfadado ni ofender a su interlocutor. Esta capacidad puede ser definida como una habilidad social que permite a la persona comunicar su punto de vista desde un equilibrio entre un estilo agresivo y un estilo pasivo de comunicación".


En otras palabras, es estar en medio de dos posibles extremos de la comunicación interpersonal: la pasividad y la agresividad.

En el extremo de la pasividad, prevalece el miedo o la culpa. Miedo al rechazo o a la sanción social a costa de nuestros derechos porque creemos, tontamente, que los demás importan más que nosotros y que por eso hay que complacerlos. El sumiso suele ser fácil víctima del chantaje y la manipulación emocional.

El agresivo, superpone a la fuerza sus derechos ignorando los de los demás. En el fondo de esta persona hay inseguridad y poco talento para manejar los desafíos que imponen las relaciones sociales.


¿De qué derechos estamos hablando?


Al derecho de expresar nuestros desacuerdos, a cambiar de opinión, a expresar nuestras opiniones se ajusten o no a las expectativas de lo otros, a equivocarnos, a que se nos respete, a un trato digno…

“Emplear la asertividad es saber pedir, saber negarse, negociar y ser flexible para poder conseguir lo que se quiere, respetando los derechos del otro y expresando nuestros sentimientos de forma clara.

"La asertividad consiste también en hacer y recibir cumplidos, y en hacer y aceptar quejas”. (Ibidem)

Si logramos desarrollar esta habilidad, y practicarla cotidianamente, con toda seguridad estaremos mejor preparados para encauzar nuestras decisiones optimizando los resultados que esperamos, al tiempo que ganamos el respeto de los demás y la confianza y seguridad en nosotros mismos.

Para explicar lo que es asertividad qué mejor que hacerlo con ejemplos. Veamos:


Situación 1.

Un amigo, a quien hemos invitado a almorzar, llega bastante más tarde a la cita convenida sin avisar que se retrasaría. Como usted está molesto por la tardanza, tiene las siguientes

opciones:

Conducta pasiva. Saluda, y finge que no ha pasado nada.

Conducta asertiva. Le dice a su invitado, sin alterarse, pero firme: te he esperado casi una hora (si es el caso) sin saber qué es lo que pasaba (descripción de los hechos). Estoy muy molesto (expresión de tus sentimientos), hubiera preferido que me avisaras sobre el retraso (conducta esperada). Espero que si vuelve a ocurrir me avises, y entonces veremos qué podremos hacer: o te espero más tranquilamente o cancelamos la cita si algo importante se interpone (consecuencias)

Conducta agresiva: No vuelvo a invitarte a nada, eres un desconsiderado, no me importan tus razones, etc.


Situación 2.

Le ha prestado un dinero a una compañera con el compromiso de que se lo devolverá transcurrida una semana. Se vence el plazo y ella no le da el dinero y tampoco le dice nada.

Conducta pasiva: Le da pena reclamarle el préstamo y se hace usted el olvidadizo o, lo que es peor, cree que la suma es tan poca que no vale la pena cobrarla, mucho menos si piensa que hacerlo puede ocasionar un inconveniente con su compañera.

Conducta asertiva: vencido el plazo para pagar el préstamo le puede decir a su compañera: Fulanita, te recuerdo que hoy se vence el plazo sobre el préstamo que te hice. Espero haberte sido útil.

Conducta Agresiva: ¿qué pasó con la plata que te presté? ¿Piensas hacerte la loca? Mira a ver… la necesito hoy…


Situación 3. (Pero solo de la respuesta asertiva).

Conducta asertiva: Quiero que detengas tus observaciones oblicuas o ambiguas sobre lo que hago o dejo de hacer. Si tienes algo que te preocupa, por la razón que sea, sobre lo que hago o no hago, házmelo saber ahora y lo discutiremos. Tal vez tengas razón y yo esté equivocado en algo. Porque hablando, o mejor, ajustándonos a los hechos, con seguridad lo vamos a resolver.

De lo anterior en fácil deducir en dónde se origina el problema. Probablemente de alguien que no es asertivo o que quizás requiera de un especialista.


Ahora imaginemos situaciones en donde requeriríamos ser asertivos:


1. Va usted a un restaurante y traen su pedido en malas condiciones: demorado o frío, insuficiente, o mal presentado, etc.

2. Va a un almacén y mientras intenta usted indagar con la vendedora por el producto de su interés, ella, simulando que le escucha, consulta su teléfono al parecer siguiendo un chat.

¿Qué haría usted en cada caso?


En el colegio, en su casa, con sus padres, con sus hijos, con sus compañeros, en el trabajo, en la calle etc. suelen presentarse toda suerte de situaciones que exigirán de usted una comunicación asertiva. Tenga esto muy presente.


Ahora lo invito a que haga memoria de situaciones en las que hubieras preferido ser asertivo.


¿Qué hacer para que la asertividad funcione como esperamos?


Como primera medida es muy importante tener claro cuál es la meta u objetivo que nos hemos propuesto. Suele ocurrir, que con personas que juzgamos malintencionadas, respondamos emocionalmente buscando compensar lo mal que nos han hecho sentir. Aunque parezca legítimo tomar desquite, o darle su merecido a quien nos viene ofendiendo, persistir en lo que creemos que es la maligna intención del otro, podría hacernos equivocar, al punto de llevarnos a una espiral de malas emociones que no tiene buen pronóstico. Por esto, siempre es mejor referirnos a los hechos. Afirmar que una persona es irresponsable es, a todas luces, apresurado. Otra cosa sería decir que esa persona no cumple con las tareas escolares encomendadas, o con los trabajos asignados, etc. Las personas, en sí, no son irresponsables o responsables; indisciplinadas o disciplinadas; perversas o virtuosas, etc. Son, léase bien, algunos de sus comportamientos los que pueden recibir esos calificativos, no las personas. Pero aún si aciertas en juzgar que hay malas intenciones en quien te ofende reiteradamente, cíñete a los hechos y no pierdas de vista tu objetivo: verás que, siendo asertivo, lograrás el respeto que te mereces, la aprobación y notoriedad frente a los demás y una buena imagen de ti mismo que fortalecerá tu carácter.


Asuntos para preparar:

1. Determinar Objetivos

2. No hacer juicios sobre intenciones. En otras palabras: evitar las falsas atribuciones.

3. Ensayar o preparar la respuesta asertiva. Si las situaciones en las que se va a actuar asertivamente producen ansiedad o nerviosismo, valdrá la pena escribir lo que se va a decir y tratar de memorizarlo para ensayarlo en la imaginación o a solas en voz alta.


¿Cómo se aprende el comportamiento asertivo?

En principio, atendiendo, en la cotidianidad de tu vida, los conceptos vistos y siguiendo las instrucciones que aquí hemos dado. Con nuestros hijos, el aprendizaje del comportamiento asertivo podrá optimizarse ejerciendo como modelos ante situaciones que demanden asertividad y, especialmente, mediante el juego de roles frente a situaciones simuladas, ya sea en casa o en el colegio.

Con la práctica, el comportamiento asertivo hará parte de tu modo de ser, de tu personalidad.


Por último. Es probable que, con lo que hemos dicho hasta aquí, no sea suficiente para que la habilidad referida esté instaurada del todo en su repertorio. Hará falta un entrenamiento especial para usted o para sus hijos. Pida una Cita

CUESTIONARIO DE ASERTIVIDAD.

(Abajo la corrección)


1. Cuando una persona es abiertamente injusta, ¿tiende usted a no decirle nada al respecto

Sí No

2. ¿Siempre hace lo posible por evitar problemas con otras personas

Sí No

3. ¿Suele evitar contactos sociales por temor a hacer o decir algo inadecuado?

Sí No

4.Si un amigo le ha traicionado revelando algún secreto suyo , ¿le dice lo que piensa realmente

Sí No

5. Si compartiera la habitación con otra persona, ¿insistiría en que él o ella haga parte de la limpieza?

Si No

6.Cuando un empleado en un comercio atiende primero a una persona que llegó después de usted, ¿se lo hace notar?

Sí No

7. ¿Conoce pocas personas con las que pueda sentirse relajado y pasarlo bien?

Sí No

8. ¿Dudaría antes de pedirle a un amigo dinero?

Sí No

9.Si usted prestó una suma de dinero de importancia a una persona que parece habérsele olvidado de ello, ¿se lo recordaría?

Si No

10.Si una persona se burla de usted constantemente, ¿tiene dificultad para expresar su irritación o desagrado?

Sí No

11. ¿Prefiere permanecer de pie al fondo de un salón de actos con tal de no buscar asiento adelante?

Sí No

12.Si alguien pateara continuamente el respaldo de su butaca en el cine, ¿le pediría que dejara de hacerlo?

Sí No

13.Si un amigo o amiga le llamara todos los días a altas horas de la noche, ¿le pediría que no llamara más tarde de cierta hora?

Sí No

14.Si usted estuviera hablando con otra persona que de pronto interrumpe la conversación para dirigirse a un tercero, ¿expresaría su irritación?

Si No

15.Si usted está en un restaurante elegante y su bistec está demasiado crudo, ¿le pediría al camarero que lo pida cocinar un rato más?

Sí No

16.Si el propietario de un piso que usted alquila no ha hecho ciertos arreglos a los que se comprometió, ¿usted le insistiría en que los hiciera?

Si No

17. ¿Devolvería una prenda con errores que compró unos días antes?

Sí No

18.Si una persona a quien usted respeta expresara opiniones contrarias a las suyas, ¿se atrevería a exponer su propio punto de vista?

Sí No

19. ¿Puede decir "no" cuando le piden cosas poco razonables?

Sí No

20.¿Considera que cada persona debe de defender sus propios derechos?

Sí No

CORRECCIÓN


Asertiva: 1-Si, 2-No, 3-No, 4-Si, 5-Si, 6-Si, 7-No, 8-No, 9-Si, 10-No, 11-No, 12-Si 13-Si, 14-Si, 15-Si, 16-Si, 17-Si, 18-Si, 19-Si, 20-Si.

Total =


No asertiva: 1-No, 2-Si, 3-Si, 4-No, 5-No, 6-No, 7-Si, 8-Si, 9-No, 10-Si, 11-Si, 12-No 13-No, 14-No, 15-No, 16-No, 17-No, 18-No, 19-No, 20-No

Total =

Interpretación: Compare los totales asertivos y no asertivos. El predominio de cada uno de ellos le indicará su tendencia asertiva o no asertiva. También puede considerar sus respuestas no asertivas por sí mismas, como indicativa de esa situación particular, a fin de mejorarla


0 vistas

A veces creemos que nos las sabemos todas...

 

Seamos francos. En algunos frentes de nuestra vida nos desempeñamos relativamente bien gracias a que nos hemos preparado para ello. Pero en otros, el único recurso con el cual contamos es el sentido común o la intuición y a veces eso no basta. ¿O sí?

 Revise por unos segundos cómo anda su vida de pareja, su nivel de satisfacción laboral y profesional; la relación con sus hijos y su desempeño escolar; también mírese a sí mismo y si ve que algo no anda bien del todo o no ha conseguido aquello que tantas veces se ha propuesto, tómese unos minutos y averigüe qué podemos hacer por usted.

" El fracaso no es siempre debido a un error, puede ser simplemente lo mejor que se pudo hacer bajo las circunstancias. El verdadero error es dejar de tratar. " BFS

© 2023 by HARMONY. Proudly created with Wix.com